Gracias a la tecnología desarrollada por la división Protective & Marine Coatings de PPG, la conocida estación de tren de Atocha, en Madrid, cuenta ahora con un recubrimiento protector contra el fuego mejorado que al mismo tiempo contribuye a realzar su estructura.

La estación de tren de Atocha de Madrid es el núcleo principal de la red ferroviaria de alta velocidad de España, segundo país del mundo, y primero en Europa, por número de kilómetros de vías ferroviarias de alta velocidad en servicio (actualmente 2.230 km).

El edificio original de la estación fue arrasado en su mayoría por un incendio a principios de la década de 1890. Alberto de Palacio Elissagne fue el arquitecto responsable del nuevo diseño del edificio, que incorporó de forma notable el hierro forjado en un proyecto en el también colaboró Gustave Eiffel. Su más reciente reconstrucción la convirtió en el centro neurálgico para los usuarios de trenes en España, con más de 35 millones de pasajeros al año, -2,5 veces más que su capacidad anterior-.

De acuerdo con la normativa existente, y los requisitos de edificación, la última intervención hizo necesario dotarla de un sistema pasivo de protección contra incendios de capa delgada que tuviera un efecto limitado en sus usuarios. Dicho sistema de debía cumplir con todas las especificaciones de protección contra incendios, protección contra la corrosión y apariencia decorativa para dar a la estructura un aspecto elegante y moderno al tiempo que cumplía con los requisitos de construcción exigidos.

Para cumplir con dichos objetivos mientras el edificio estaba en uso, ADIF (Administrador de Infraestructuras Ferroviarias) optó por la tecnología de PPG Protective & Marine Coating (PPG) del recubrimiento intumescente base agua PPG STEELGUARD FM 585. Su facilidad de aplicación, la ausencia de solventes en suspensión durante la aplicación (evitando cualquier efecto en los pasajeros) y su espesor fueron decisivos en su elección.

 

Con el fin de proteger la estructura de acero de acuerdo a la clasificación requerida de protección contra incendios de 30 minutos, se aplicó una combinación del revestimiento PPG STEELGUARD FM 585 y la capa final PPG STEELGUARD 2458. Además, 2.000 m2 de estructuras de acero galvanizado en la sala principal de la estación se protegieron con la imprimación PPG SIGMACOVER™ 280 y  PPG SIGMADUR™ 1800 altos sólidos, elegidos para dar el revestimiento anticorrosivo y el toque decorativo óptimos.

Gracias a las excelentes características de los productos de PPG, los trabajos se realizaron sin interrupciones en el horario de trenes ni para los pasajeros de la estación. El resultado final es un acabado agradable que complementa el atractivo estilo de la estación. La protección contra incendios de larga duración proporcionada por el sistema de PPG sin duda mejorará en gran medida la seguridad de la estación y sus usuarios en caso de incendio.

Compartir